domingo, 14 de noviembre de 2010

Pachuchos

Por fin estoy mejor, he estado mala de la barriga. Según la doctora era algo vírico y seguramente contagiado por mi marido. Él estuvo malo la semana pasada: dolor de barriga, fiebre y algo descompuesto. Yo el lunes me levanté muy mal, con molestias en el estómago, con vómitos y fiebre, vamos, hecha un trapo.


He estado con dieta blanda varios días y a pesar de tener hambre no me atrevía a comer algo más fuerte ya que aún comiendo suave la digestión la tenía pesada. Lo peor de todo ha sido ver la tele, yo muerta de hambre y venga a echar anuncios de comida... qué rica!!! Me he  consolado viendo que con ésta dieta me estoy quedando con un tipín, que a este paso ¡pronto alcanzó la talla con la que me casé!


La peque no se ha puesto mala de la tripa pero tiene moquitos y ha pasado una noche y un día entero molesta y sin poder respirar bien, eso sí, con buen ánimo y con ganas de comer. Yo pensaba que igual estando así quizás perdiese el apetito pero todo lo contrario, ha devorado todo lo que le dábamos y  más. 
Al no tener nada de fiebre (menos mal) no hemos tenido que darle ningún medicamento, sólo le hemos estado haciendo lavados nasales con suero cada vez que la veíamos más cargada. Hoy ha pasado mejor noche, ya no sonaba tanto al respirar, esperemos que el día sea bueno y no vaya a más. Ya os contaré cómo evoluciona.

1 comentario:

  1. En realidad yo no te he contagiado nada, has sido tú que te has copiado!

    ResponderEliminar

30 minutos diarios

Hola, ya voy notando que es primavera, brilla el sol y los días se alargan. A mí todo esto me motiva y me da la sensación de que ten...